Balas vibradoras

Balas vibradoras

Dentro de la familia de los vibradores, las balas vibradoras se han convertido en una excelente opción y una de las favoritas. Esto se debe a que, por su tamaño pequeño resultan tan discretas como eficientes, a la vez que resultan fáciles de llevar a cualquier parte.

Dueñas de una estética sencilla, se trata de un pequeño vibrador alargado, en forma de bala. Este se utiliza para estimular cualquier región, desde el clítoris y la vulva, hasta los pezones. Este tipo de estimulador ha demostrado que no se necesita un gran tamaño para ayudarte a alcanzar orgasmos épicos. Con una medida no superior a los 10cm. de largo, estas balas te permiten disfrutar de una vibración focalizada y constante en cualquier lugar al que decidas llevarla.

¿Qué bala vibradora elegir?

Existen diferentes modelos de balas vibradoras, de acuerdo a los materiales de fabricación. Las hay de silicona, de ABS, de TPE, todos materiales adecuados para no dañar o irritar tu piel. Todas ellas resultan extremadamente ligeras y fáciles de manipular. Ideales como primer juguete erótico, para utilizar en solitario o para jugar en pareja, las balas vibradoras sirven también como complemento de otros estimuladores. Puedes dejar que tu pareja lo use contigo durante el juego previo, y luego tomar tu el control durante el coito, dado que resulta sumamente placentero utilizarlas para estimular el clítoris, complementando así la penetración.

Tipos

Algunos modelos son recargables mediante un cargador con puerto USB, otros llevan una pequeña batería. La intensidad de sus vibraciones en general puede regularse, para que encuentres la adecuada a tus gustos. Algunos modelos más económicos son descartables.

Por su tamaño discreto suelen intimidar menos que otros tipos de vibradores de mayor tamaño, y han demostrado ser un juguete con más versatilidad que otros de diseño más complejo. La idea de un pequeño vibrador yendo y viniendo por nuestro cuerpo, tan pequeño que puede perderse entre nuestras piernas, y además super silencioso, ha conquistado a mujeres alrededor del mundo.

Un detalle a tener en cuenta con este tipo de juguetes. Por su tamaño pequeño, nunca deben utilizarse para penetración de tipo anal, puesto que los vibradores y estimuladores anales cuentan con tope, para evitar que el vibrador quede dentro del cuerpo, por lo que puede ser peligroso utilizar una bala vibradora en esta zona.

Experimentar con un vibrador siempre es mejor si agregamos un poco de lubricante, de acuerdo al material de nuestra bala vibradora será más aconsejable que utilices uno con base de agua o de aceite. La correcta lubricación de la zona te permitirá maximizar tu experiencia, alcanzando niveles de excitación impensables. Así es, con apenas 10cm., o incluso menos en algunos modelos, las balas vibradoras pueden hacerte ver las estrellas, sólo debes relajarte y dejar que la vibración vaya recorriendo todo tu cuerpo.

TE RECOMENDAMOS